jueves, 5 de noviembre de 2015

Fontibre - Nacimiento del Río Ebro - Ermita de las Cagigalas - Hayedo de la Guariza


Interesante y rápida ruta para realizar por el sur de Cantabria, en una mañana o en una tarde. En dicha ruta, en el pequeño pueblo de Fontibre, podemos presenciar el nacimiento del río más caudaloso de España: el Río Ebro.

Dejamos el coche en el aparcamiento habilitado para visitantes y comprobamos el cartel indicativo de la ruta, que parte por una pista forestal muy visible, por el oeste del nacimiento del Río Ebro. Antes de comenzar la ruta, descendemos y vemos los primeros metros de caudal del río. Las inmediaciones del nacimiento están repletas de pequeños senderos, mesas, saltos de agua y lagunas que dan encanto al lugar.






Una vez visitado el nacimiento del río más caudaloso de España, comenzamos la senda mencionada, rodeando la zona visitada con anterioridad. La primera parte de la ruta transcurre sin dificultad y por una pista cómoda, visible e indicada en todo momento, llegando rapidamente al punto en el que la ruta se bifurca, pudiendo elegir cualquiera de los dos senderos para seguirla y el otro para retornar y hacer el camino circular.

Nosotros elegimos continuar por el camino de la derecha para regresar por el Hayedo de la Guariza, parte mucho más vistosa que la primera. En esta parte, podemos presenciar gran diversidad de vegetación, predominando el roble y el alcornoque. La senda, en este punto, se estrecha, dejando de ser una pista forestal ancha. Especial atención a un pequeño tramo de varios metros donde es necesario salir y caminar a lo largo de la carretera.



Seguimos la senda, perfectamente indicada, y llegamos a la Ermita de las Cagigalas, donde existe una zona de descanso con mesas y bancos para comer. En esta zona siguen predominando los robles y los alcornoques que, en época otoñal, nos dejan ir pisando multitud de bellotas a nuestro paso.




Una vez finalizado este tramo, la senda gira hacia la izquierda y comienza a ascender ligeramente en busca del Hayedo de la Guariza. Ganando altura, llegamos a la parte más alta, pudiendo disfrutar del colorido del otoño y de las extensas praderas de la zona. Tras varios metros de desnivel acumulado, nos adentramos en el lugar más mágico de la ruta, el hayedo antes mencionado. Toca descender suavemente a lo largo del precioso bosque, disfrutando de las hojas y el colorido que ofrece.





Cuando salimos del hayedo, llegamos a la senda original, punto en el que se bifurca la ruta. Tan sólo queda regresar al pueblo de Fontibre, punto de inicio de la caminata.


Ruta rápida y que completa perfectamente la visita al nacimiento del Río Ebro, principal atractivo de la zona.

Tipo: Senderismo
Fecha: 31 de Octubre de 2015
Duración: 2 h. 52 min.
Dificultad: Fácil
Distancia: 9,33 km.
Circular: Sí
Desnivel acumulado: 195 m.
Altura mínima: 861 m.
Altura máxima: 980 m.



Salsaludos, abrazos y besines!

Rubén Álvarez